Tuesday, November 25, 2014

EXPORTACIÓN DE QUINUA BOLIVIANA REGISTRA RÉCORD CON $US 157 MILLONES

El viceministro de Desarrollo Rural y Agropecuario de Bolivia, Víctor Hugo Vásquez, informó que hasta septiembre de 2014 la exportación de quinua real registró un valor de $us 157 millones, monto superior al obtenido en similar periodo de 2013 con $us 153 millones. 
Según Vásquez, la proyección es que hasta finales de 2014 se llegue a superar en un 20% las ventas de 2013.
“Hasta septiembre hemos superado en $us 4 millones, hemos llegado a $us 157 millones. Entiendo que hasta finales de este año vamos a superar con más del 20%”, explicó.
La autoridad manifestó que el precio del quintal del grano llegó a costar más de Bs 1.500, debido a la declaratoria del Año Internacional de la Quinua en 2013, pero que ahora ese precio tiende a regularse.
Por otro lado, Vásquez consideró que en el marco de beneficiar tanto al productor, como al consumidor, el precio del quintal de quinua no debería superar los Bs 1.600.
“Lo que queda claro desde una perspectiva técnica es que la quinua no puede estar en menos de Bs 1.000, porque eso afectaría al productor, pero creemos, y estamos trabajando en eso, este es un dato preliminar, (tampoco) debería estar por encima de los Bs 1.600 porque afectaría en demasía a los consumidores”, indicó.
Remarcó que el precio de la quinua se irá estabilizando en la medida que se logré abrir más mercados para su comercialización.  
“Buscamos un precio razonable que beneficie al productor y al consumidor”, remarcó. 
Asimismo, señaló que se espera que la quinua real bolivianacontinúe siendo una alternativa de desarrollo económico para el lado occidental del país, así como lo es la soya para el Oriente.
Controles 
El Viceminsitro manifestó que se continuará con el control del ingreso de quinua peruana al país mediante un trabajo conjunto con el Servicio Nacional de Sanidad Agropecuaria e Inocuidad Alimentaria (Senasag).
“Hemos decomisado 23 toneladas de quinua, la que ya hemos destruido y continuamos en campaña”, apuntó.





MUJERES BOLIVIANAS LUCHAN CONTRA EL CLIMA DE VIOLENCIA

New Int de Estados Unidos  (www.newint.org)

Mujeres en Bolivia - y en todo el mundo - se enfrentan a múltiples formas de violencia sistémica; a los que ahora podemos añadir impactos del cambio climático. Uno dirigido por mujeres de la comunidad en periurbana Bolivia está trabajando en conjunto para liberarse de las formas físicas y otros abusos, y al mismo tiempo construyendo en la resistencia al clima.
Temprano una mañana de sábado en Cochabamba, Bolivia, María fue asaltada, violada, estrangulada y su cuerpo desmembrado por el portero del edificio donde trabajaba. Su agresor trató de ocultar su cuerpo como si nada hubiera pasado. María Sonia Vásquez Tomás, de 27 años, era una trabajadora doméstica con dos hijos, de ocho y dos años de edad. Este último caso de violencia hace que la provincia de Cochabamba en Bolivia con el mayor número de feminicidios - mujeres asesinadas por hombres porque son mujeres.
Bolivia tiene una de las tasas más altas de violencia contra las mujeres en América Latina. En un país donde una mujer muere cada tres días a causa de la violencia de género, y 7 de cada 10 mujeres han sufrido violencia en sus vidas, es importante hablar de las causas sistémicas que subyacen a este - para hablar de patriarcado.
En 2013, la Ley 348 - la "Ley Integral para garantizar a las mujeres una vida libre de violencia" - fue promulgada en Bolivia. A pesar de esto, reportaron casos de feminicidios aumentaron a 206 desde la promulgación de la ley en 2013. Sólo ocho de estos agresores fueron condenados y las tasas de enjuiciamiento de la violencia de género son extremadamente bajos. Muchos bolivianos ver las causas de la violencia, como el alcoholismo, los celos sexuales, y la falta de moral religiosa. Otros, como un miembro del Presidente Evo Morales del MAS, han sugerido "[mostrando] las mujeres cómo comportarse de manera que no son asaltadas sexualmente" como una solución adecuada.
Estos puntos de vista claramente no abordan la complejidad de las causas de la violencia basada en el género. Silvia Federici, en su libro Revolución en el Punto Cero, señala que la explicación es la competencia en parte económica y la frustración en parte masculina si no pueden cumplir con el papel de proveedor de la familia. Estos surgen porque los hombres ahora tienen menos control sobre los cuerpos de las mujeres y su trabajo.
La violencia que sufren las mujeres es estructural, no sólo físico. La carga desigual de género del cambio climático es también una forma de violencia, y es muy pertinente en un país de clima vulnerables como Bolivia.
La comunidad de María Auxiliadora
Estas variadas formas de violencia de género vienen a través de la historia de Doña María Eugenia. Ella es un ex Presidente de María Auxiliadora, una comunidad de Cochabamba. María Auxiliadora es único en Bolivia - sólo las mujeres pueden poseer tierras o tienen posiciones de liderazgo en la comunidad.
Doña María Eugenia comenzó a trabajar a los 13 años como trabajadora doméstica. Luego se capacitó como panadero y se vende pasteles en la calle para mantener a su familia. Ella tuvo que hacer frente a la violencia de su pareja: "Él nunca me dio dinero para nada, ni para nuestro hijo, ni durante mi embarazo. Más bien, he sufrido maltrato durante el embarazo, y casi perdí mi hijo después de ser pateado.
Con el apoyo de la comunidad se las arregló para sacarlo de su vida antes de que él la mató: "Gracias a su apoyo yo decidimos dejarlo, y la violencia en mi vida se detuvo. Me sentí como si una espina había dejado mi cuerpo "Ella entonces tomó la presidencia de la comunidad y tuvo que hacer frente a otras formas de violencia:" Solían gritarme porque yo no tengo una pareja;. me dijeron que no era una mujer de la familia. "
La independencia de Doña María Eugenia económica, su activismo político y social en la comunidad, además del hecho de que ella es una mujer, una madre soltera y pobre en recursos, provocaron esta discriminación y la violencia. Pero su valentía y apoyo de la comunidad significa que ella ahora tiene un hogar libre de violencia física.
El impacto del cambio climático sobre las mujeres
Las mujeres de María Auxiliadora han luchado para liberar a sus vidas de la violencia física y la marginación. Pero otras formas más recientes de la violencia sistémica también están empezando a pasar factura en las mujeres. Los impactos del cambio climático se combinan con la desventaja social y económica que sufren muchas mujeres en las sociedades patriarcales. En las consecuencias de los desastres y los impactos del cambio climático, como las inundaciones, las sequías, las enfermedades y la migración son las mujeres las que soportan la carga más pesada: "Las mujeres son por lo general los que se quedan puso [a raíz de desastres], no por falta de iniciativa o tradicionales restricciones ... Son ellos los que tienen que asegurarse de que los niños tengan comida, a menudo a sí mismos ir sin ella, y que asegurarse de que los ancianos o los enfermos son atendidos ".
Silvia Federici
Las mujeres de María Auxiliadora se han unido para apoyarse mutuamente en liberarse de la violencia de género y para lograr la independencia. Pero su unidad también se ha traducido en una comunidad que responde al cambio climático haciendo uso de su capacidad de recuperación y el desarrollo de nuevos sistemas económicos y sociales que promuevan la sostenibilidad y la justicia - por ejemplo mediante el cultivo y la preservación de su propia comida, compartiendo tareas comunes, y trabajar para conservar recursos. Las experiencias de María Auxiliadora nos pueden inspirar a construir alternativas - los que responden no sólo a los impactos climáticos injustas, sino también a la violencia y la discriminación que enfrentan las mujeres en otras áreas de sus vidas.





CANCILLER PERUANO: "ESPERO QUE TERMINEMOS CON TODOS LOS TEMAS PENDIENTES ENTRE CHILE Y PERÚ"

En entrevista con La Tercera, Gonzalo Gutiérrez señaló que su país no está a favor ni de Bolivia ni de Chile en la disputa en La Haya. Gutiérrez reconoció que hay ruido político entre ambos países y prefirió no ser tajante en la posición de Perú respecto del triángulo terrestre.

La Tercera de Chile (www.latercera.com)
                                                   
En junio, Gonzalo Gutiérrez, diplomático de carrera y conocido por algunos en Chile por su férrea defensa del pisco peruano, asumió como canciller de Perú en reemplazo de Eda Rivas. Habían transcurrido apenas cinco meses desde que el fallo de La Haya resolvió los límites marítimos entre Chile y Perú, y Ollanta Humala quería otros aires para enfrentar esta nueva etapa. 
El Presidente peruano encontró en el flamante ministro de Relaciones Exteriores el perfil de los hombres que suelen dirigir la diplomacia de Torre Tagle. Gutiérrez había sido vicecanciller durante el segundo gobierno de Alan García, se desempeñó en las embajadas ante la ONU, en Washington, en Ginebra, en Beijing y como segundo en la embajada de Perú en Chile, a comienzos de la década pasada.
Este último cargo le permitió entablar una buena relación con Michelle Bachelet. Por eso su nombramiento fue bien recibido en Santiago. Pero la semana pasada todo cambió cuando Gutiérrez sorprendió al mostrarse en sintonía con la postura expresada por Bolivia en su demanda ante La Haya contra Chile, en cuanto a que, según él, “no tiene que ver con el tratado de límites”. De paso en Santiago para participar en una cumbre de cancilleres de Mercosur y de la Alianza del Pacífico, Gutiérrez concedió una entrevista a La Tercera.
¿Conversó con el canciller chileno Heraldo Muñoz respecto del impasse que provocaron sus dichos respecto de Bolivia?
Nosotros hemos conversado hace algunos días, hemos intercambiado mensajes, clarificando las posiciones sobre esas declaraciones y quedó perfectamente transparente que Perú no tiene una posición a favor de uno u otro de los países que están en este diferendo en La Haya. Ellos han escogido esa vía para solucionar la controversia y esperamos que sea el mecanismo adecuado.
¿Fue necesario volver a tratar hoy este el tema con Muñoz?
No.
¿Por qué a su juicio la demanda boliviana no tiene que ver con los límites?
A ver. Si usted lo que quiere es que volvamos a eso, lo único que le voy a decir es que no me voy a expresar sobre los términos de la demanda, sino que voy a esperar, como todos en Perú, que haya una  determinación de la corte.
¿Se arrepiente de haber dicho eso?
No, no, no, no.
¿Entonces fue mal interpretado?
Ya lo hemos dicho. Hubo una mala interpretación de lo que yo señalé.
Si la Corte le diera la razón a Bolivia y Chile se viera obligado a negociar en unos años más ¿Perú autorizaría la cesión por parte de Chile de un corredor soberano a Bolivia por el norte de Arica, lo que eventualmente terminaría con la frontera entre Perú y Chile?
Muy mal haría en expresarme en este momento sobre una situación absolutamente hipotética. 
Pero en diplomacia se trabaja con escenarios hipotéticos.
Se trabaja, pero no se declara a la prensa sobre eso. Esperemos a ver cómo se desarrolla todo.
En cuanto a la implementación del fallo de La Haya con Perú ¿Por qué ha sido tan lenta la tramitación parlamentaria y cuándo debe ser aprobada?
No creo que sea lento. Normalmente los procesos de aprobación de normas tienen su tiempo, tanto en Chile como en Perú. Acá en Chile también hay que adecuar algunas normas que están en proceso. Espero que sea pronto, que tanto Chile como Perú podamos adaptar lo que queda de nuestras normas internas que son unas pocas y que con eso estemos aptos para ir a registrar las coordenadas que acordamos bilateralmente ante Naciones Unidas.
¿Hay algún plazo estipulado para presentar las nuevas coordenadas ante la ONU?
Ninguno. Es el plazo que nosotros nos demos. Ambos países. 
¿Esto debería quedar zanjado el próximo año?
Yo quisiera que fuera lo más pronto posible. Pero depende de cómo podamos impulsarlo en ambos países y estamos haciendo eso.
¿Pronto significa el próximo año?
Sí. Espero que a inicios del próximo año.
¿En esa cartografía se presenta sólo lo que se refiere a límites marítimos, no?
Lo que vamos a registrar en Naciones Unidas son las coordenadas que hemos acordado conjuntamente a comienzos de este año.
Se lo pregunto porque el otro impasse entre ambos países ocurrió cuando Perú presentó un mapa en el que incluyó al triángulo terrestre como propio, a partir del Punto de Concordia ¿Perú no va a insistir en eso?
El fallo de La Haya está referido a límites marítimos entre dos países. Quisiera recordar que el Tratado de Lima de 1929 que establece la frontera terrestre fue registrado ese año por ambos países.
¿Pero por qué en ese mapa se incluye algo relativo al límite terrestre?
Bueno, la proximidad del punto de inicio de la frontera marítima al punto de la frontera terrestre es muy próximo.
Las posiciones de ambos países están claras pero para que quede más claro ¿Perú considera que el triángulo terrestre es peruano?
No quiero repetir la situación en que estuvimos hace algunos meses. La posición de Perú es la que estableció el tratado de límites de 1929 y el artículo dos es claro. Si hay una interpretación distinta la trataremos por la vía diplomática.
Muchos pensaban tras La Haya se zanjarían las tensiones entre ambos países, pero eso no sucedió. ¿Será posible llevar una relación sin tanto ruido?
No creo que haya tanto ruido. Porque si vemos el nivel de integración económica, cultural y periodístico... Lo que pasa es que desde el punto de vista periodístico se genera mucha tensión.
Pero hay ruido político, constantes impasses, como sus mismos dichos sobre Bolivia.
Por cierto, pero tenemos mecanismos para manejar esos temas y son esos mecanismos los que debemos usar. Los contactos diplomáticos entre ambas cancillerías son los mecanismos adecuados.
¿Visualiza una relación bilateral sin ruido en el corto plazo?
Yo espero que terminemos con todos los temas pendientes entre ambos países y mientras tanto seguiremos fortaleciendo la relación.
¿Cuáles serían esos temas pendientes?
Debemos llevar al registro de la ONU, para que se interprete adecuadamente el Tratado del 29.
¿En qué ámbito se haría esa interpretación?
En los contactos entre ambos países, en el ámbito diplomático. Ya estamos conversando.
En cuanto a los organismos regionales, como Unasur y Alianza del Pacífico ¿Hay alguna contradicción ideológica?
Yo creo que no. Esa es una falsa percepción que se ha creado, en cuanto a que estos bloques responden a alguna ideología. Estos bloques buscan integración comercial.
¿Qué le parecen los dichos de Evo Morales de octubre pasado en cuanto a que los presidentes de la Alianza del Pacífico son “lacayos del imperialismo”?
Esa es una expresión que está muy fuera de sitio.





DIABLADA: ENFOQUES Y CONTEXTO HISTÓRICO

Los Andes de Perú (www.losandes.com.pe)
                                                          
La gnoseología o teoría del conocimiento, capítulo importante de la filosofía, nos dice sobre la forma cómo los humanos llegamos a conocer la realidad en que vivimos o alguna parte circunscrita de esa realidad. Nos dice que el acto de conocer supone la existencia de una relación entre dos partes: El sujeto cognoscente y el objeto de conocimiento. El producto de esa interrelación es el conocimiento obtenido.
La realidad, es decir todo cuanto tiene existencia, es objeto de estudio. Sus partes constitutivas y las relaciones que hay entre ellas, pueden ser también objetos de conocimiento. Los hechos y fenómenos que se da en la realidad, en un espacio y tiempo determinados, que participan de un mismo carácter o naturaleza, son asimismo “objetos de estudio”.
Para conocer cualquier aspecto amplio o pequeño de la realidad global, el “Sujeto cognoscente” debe estar premunido de un método y dentro de éste, tiene o debe tener una forma de “ver” el objeto, es decir un enfoque, una óptica, un lente, una perspectiva, en suma, un punto de vista.
No todos los sujetos “ven” en la misma forma un mismo objeto, es decir no hay dos personas que tenga el mismo enfoque. Alguien dijo: “En esta vida, nada es verdad nada es mentira, todo depende del cristal con que se mira”. Es decir no todos tienen el mismo enfoque. Hay muchos factores que explican las diferencias entre puntos de vista, las causas sociales, económicas y políticas que han formado al sujeto cognoscente, al investigador, al estudioso. Es decir, el conocimiento está socialmente condicionado.
Muchos sostienen que en el acto de conocer no hay objetividad absoluta, es decir no se puede captar, aprehender, solo lo que aparentemente muestra el objeto, sino que el sujeto es portador de una concepción del mundo, de un sistema de valores, de sus propios deseos y aspiraciones, de sus experiencias, etc. que hacen que tenga una visión deformada o equívoca del objeto.
ENFOQUES PARA EL ESTUDIO DE LA DIABLADA
La realidad cultural de la región conocida como “altiplano peruano-boliviano”, como totalidad ha sido descompuesta para fines de análisis y estudio más precisos, en sus aspectos más generales y estos a su vez en aspectos más concretos hasta precisar lo que se quiere conocer.
Así, en la “Realidad Altiplánica” como concepto generalizador, ubicamos dentro de ella a la “Realidad Cultural Altiplánica”, dentro de ésta al “Arte Popular Altiplánico”, dentro de este al “arte popular coreográfico Altiplánico” y dentro de él a la “Danza de la Diablada Altiplánica”, que es nuestro objeto de estudio.
Muchos, no todos, de quienes han tenido como objeto de estudio a La Diablada y muchas expresiones coreográficas populares del Altiplano, han incurrido e incurren en las deformaciones producidas por el uso de enfoques errados; entre ellos la combinación de los enfoques politicista y presentista.
El enfoque politicista
Se ha dicho y se dice mucho de “influencia boliviana”, “bolivianismo” o “bolivianización” o cualquier otro término con similares connotaciones. El uso de esos términos, hace evidente una diferenciación entre dos tipos de personas: Unas, identificadas como “bolivianas”, que de acuerdo a las críticas en mención, conformarían la parte influyente en cuanto logra que sus valores, usos, costumbres y comportamientos sean imitados por otra clase de personas, precisamente los “peruanos” o propiamente “los puneños y sus seguidores” que vendrían a construir la parte de los influidos o influenciados, los imitadores, los que “compran” aquellos valores y comportamientos.
Pues bien, creemos que esa diferenciación es el resultado de enfocar el asunto desde una perspectiva casi exclusivamente de corte político-jurídico. En efecto, es fácil distinguir la existencia cercana de dos sociedades organizadas política y jurídicamente en dos Estados soberanos e independientes (con la relatividad propia de estos conceptos caracterizadores), cada uno de los cuales tiene sus propios ciudadanos o súbditos: La República Plurinacional de Bolivia, tiene a los bolivianos y la República del Perú, a los peruanos, para el caso que nos ocupa, peruanos puneños. Si estos imitan sistemáticamente a los primeros en sus usos, sus costumbres, su música, sus danzas, etc., entonces podría hablarse correctamente de un fenómeno de “bolivianización” o de imitación de boliviano.
Pero ocurre que el enfoque político-jurídico es por sí solo insuficiente para captar, aprehender las complejidades de la realidad social. Podríamos decir incluso que el menos adecuado, puesto que repara sólo en las relaciones de poder que se dan entre los individuos y grupos, dejando de lado la amplia gama de relaciones de diverso carácter, que los acercan o los alejan, como las relaciones étnicas, lingüísticas, histórico-culturales, etc..
Por ello, si es absolutamente necesario hacer diferenciaciones, debe partirse bajo consideraciones etnológicas o antropológicas, de relaciones más estables y más arraigadas en el tiempo, como son las múltiples relaciones sociales.
El enfoque presentista
Los que esgrimen la tesis de la “bolivianización”, además de emplear consciente o inconscientemente el enfoque político-jurídico, lo usan sincrónicamente (un solo tiempo: el presente) desde que sus conclusiones visan sólo los que acontece hoy, ahora. Pecan de presentismo, de coyunturalismo; sólo advierten lo que está ocurriendo “ahora”, constatan efectos y consecuencias “actuales” pero no llegan a indagar sobre las causas que generaron los hechos y fenómenos que ahora se advierten; no buscan esas causas donde deben buscarse: en sus antecedentes históricos, dado que no es posible explicar el presente sin conocer el pasado. (Volvemos sobre esto más adelante).
En suma: Si lo que se quiere es comprender cabalmente las múltiples formas bajo las cuales unos (“bolivianos”) y otros (“puneños”) comparten valores y conductas más comunes y extendidas, sobre todo en lo que toca a la música y la danza, entonces debe recurrirse a enfoques pluridisciplinarios y diacrónicos (Varios tiempos: pasado, presente, futuro).
CONTEXTO HISTÓRICO
Partimos de la afirmación, generalmente aceptada, que la diablada como muchas otras danzas altiplánicas tradicionales, surgió en el amplio ámbito de la nación aimara.
La nación aimara, que subsiste hasta nuestros días, ocupó desde tiempos remotos toda la Meseta del Collao y regiones aledañas. Los “señoríos aimaras” dominaron ese espacio desde cerca al Cusco los como los Canas, Canchas, como los Collaguas (en la actual región Arequipa) y Callahuayas (en la actual Carabaya). En la misma meseta estaban los Collas, Los Lupaccas, Los Omasuyos, los Pacajjes, Soras charcas y varios más hasta los Chichas y los Lipes en el extremo sur de la meseta y ya en actual territorio argentino.
Desde esos lejanos tiempos se fue gestando la cultura aimara. Durante gran parte de la existencia del imperio incaico, los aimaras o otras etnias menores conformaron el Collasuyo, una de las cuatro partes en que estaba dividido el espacio territorial del Tahuantinsuyo.
Después de la invasión española se creó el extenso virreinato del Perú. Fue creado por El rey Carlos I, por medio de la Real cédula de 20 de noviembre de 1542 y el Corregimiento de La Paz –al que Puno pertenecía– fue creado en 1548 por el virrey Pedro de La Gasca.
En 1559 se crea la Audiencia de Charcas, integrante del Virreinato del Perú. A esta Audiencia se incorporan las provincias –llamadas por entonces “partidos”– de Chucuito y Paucarcolla de predominante habla aymara (en cuya extensión total se incluiría hoy a las actuales provincias de Puno, El Collao, Chucuito, Yunguyo, San Román, Huancané y Moho). A esa misma Audiencia se incorporaron también los “partidos” de Lampa, Carabaya y Azángaro de habla quechua. Así, los aymaras permanecieron unidos compartiendo sus valores culturales por más de dos siglos de colonia.
Por Real Cédula de 8 de agosto de 1776, se crea el Virreinato de Buenos Aires.La Audiencia de Charcas pasa a formar parte de este nuevo virreinato y con ellas las cinco provincias de Puno. Este cambio no afectó a la unidad de la Nación Aymara que se mantiene indivisa.
Por Real Cédula de 28 de enero de 1782 se crean las Intendencias, entre ellas la de Puno, que con sus cinco provincias se mantiene en la Audiencia de Charcas y por tanto en el Virreinato de Buenos Aires. Aquí tampoco queda afectada la unidad de la Nación Aymara, que continúa compartiendo e intercambiando sus valores culturales, entre ellos –repitámoslo una vez más– sus danzas, sus alegorías, su música, habida cuenta de la naturales variantes locales.
En 1789 se crea la Audiencia del Cusco, y las provincias de Carabaya, Lampa y Azángaro del habla quechua, integrando la Intendencia de Puno, pasan a formar parte de esa nueva Audiencia del Cusco y por tanto el Virreinato del Perú. En cambio las provincias aymaras de Paucarcolla y Chucuito permanecen en el Virreinato de Buenos Aires, pues se integran a la Intendencia de Nuestra Señora de la Paz, de la Audiencia de Charcas. En esta oportunidad, fue realmente sabia la decisión de respetar la unidad física y humana de la Nación Aymara.
Con la Real Cédula de 1 de febrero de 1796, solo veinticinco años antes de jurarse la independencia del Perú, se perpetra la escisión. Las provincias aymaras de Chucuito y Paucarcolla son separadas del virreinato del Río de La Plata e incorporadas a la Intendencia de Puno integrante de la Audiencia de Cusco. Con esto, la Nación Aymara resulta políticamente dividida, pese a que el 13 de julio de 1810, el virrey del Perú en medio de las luchas por la independencia americana, proclamó la reincorporación provisional del territorio de la Real Audiencia de Charcas al Virreinato del Perú, hasta el final de la guerra independencista.
El advenimiento de la Repúblicas del Perú y Bolivia en 1821 y 1825, respectivamente no hace sino confirmar esa división.
EPÍLOGO
Ciento ochenta y ocho años de vida independiente sumados a los veinticinco que los precedieron, hacen esos doscientos trece años que se cumplen en este 2009. Doscientos y pico de años frente a siglos de unidad de la nación aymara no son suficientes, nunca podrán ser suficientes como para que los objetos y valores culturales cambien radicalmente de una parte de la nación aimara a otra parte de la misma.
Ese larguísimo tiempo de muchos siglos es más que suficiente para consolidar perdurablemente todos los nexos y vínculos que los unen y conservar usos y costumbres, danzas, música, comida, vestido, valores, cosmovisión.
Es claro que en cada parte (la parte boliviana, la parte peruana, la parte chilena de la nación aimara) esos objetos y valores fueron introduciendo modificaciones en la práctica, en este caso de las danzas coreográficas que han adquirido el carácter de tradicionales.
Por ejemplo, en la diablada, en una parte (la boliviana) se adoptó un ritmo semi-marcial; se introdujo los instrumentos musicales de bronce, que por su sonoridad impactan en el oído de danzarines y público; se introdujo los trajes bordados de pedrería que dieron gran vistosidad al conjunto de danzarines. En otra parte, la de Puno, Perú, se mantuvo el ritmo cadencioso al son de sikuris. Pero la diablada de la parte aimara de Bolivia, por su fuerza y espectacularidad terminó siendo imitada en la parte peruana, lo cual es un fenómeno natural, normal diríamos dentro de los lindes de una misma nación, saltando por encima el hecho de que esa nación esté partida ocupando áreas territoriales de tres Estados diferentes.
El reclamo de algunos bolivianos, dizque estudiosos y algunos funcionarios estatales, de ser Bolivia el lugar de nacimiento original de la diablada, es finalmente el resultado de ese enfoque politicista, de diferenciar bolivianos y peruanos es decir súbditos de dos Estados u organizaciones político-jurídicas de sus sociedades, sin tener en la debida cuenta que unos y otros son iguales en el sentido de pertenecer a una sola nación: la nación aimara.
Y ese reclamo es también anti-histórico, porque supone la negativa o el soslayo en el mejor de los casos, de que la actual Bolivia fue el Alto Perú, o sea parte nuestra, con culturas unívocas.
Abona a ello el desconocimiento de la trayectoria histórica de la nación aymara, en cuyo seno, no importa la localidad, se gestó una cultura, un arte popular, una coreografía popular una danza popular como la diablada.





BOLIVIA, A PUNTO DE INGRESAR AL MERCOSUR

¿Es beneficioso para Bolivia ingresar a un agrupación que promueve el proteccionismo en vez de derribarlo?

Panam Post de Panamá (www. panampost.com)
                                                          
Muchos no lo saben, o muchos lo han olvidado, pero este 15 de diciembre en la provincia de Entre Ríos, Argentina, podría cambiar el curso económico de Bolivia. Es muy probable que allí se concrete la incorporación del país como miembro pleno al Mercado Común del Sur (Mercosur).
Surgen dos preguntas: ¿Qué es y que hace verdaderamente el Mercosur? Y la segunda, ¿cuál es la conveniencia para Bolivia de adherirse a este bloque regional?
Para responder al primer planteo debemos echar un vistazo a quienes lo integran: Brasil, Argentina, Paraguay, Uruguay y Venezuela. No por nada algunos le llaman “El club de amigos socialistas del siglo XXI”. Este grupo se crea en 1991 con el Tratado de Asunción, para lograr una integración económica subregional donde exista una zona de libre comercio, un Arancel Externo Común (AEC) y la vigilancia de los derechos humanos, la democracia y el desarrollo sostenible. Incluso han dicho demagógicamente alguna vez que su fin es ser como la Unión Europea.
En papel suena muy bonito, sin embargo en la práctica sus propósitos no se cumplen. En lugar de montar una zona de libre comercio, cada país miembro se ha inventado las medidas proteccionistas no arancelarias más absurdas de la historia, camufladas bajo exigencias sanitarias o técnicas, licencias previas de importación en el país de destino y tremendas dificultades para efectuar los pagos. Lo invito a tratar de exportar azúcar al Brasil u oleaginosas a Argentina si piensa que existe una zona de libre comercio en el Mercosur.
Por otro lado, han dejado de lado los principios bajo los que se conformaron, pues adhirieron al bloque a Venezuela, sin siquiera esperar los 6 meses mínimos requeridos y a sabiendas de las atroces violaciones a los derechos humanos que sucedían en dicho país, además de la tiranía de Hugo Chávez en detrimento de la democracia. Sin embargo, este club de socialistas no podía estar completo sin su “ejemplar líder y comandante”.
Exportaciones bolivianas
Abarcando ahora la segunda pregunta, debemos comparar en primer lugar las exportaciones de Bolivia a los países miembros de la Comunidad Andina de Naciones (CAN) y a los países del Mercosur.
Según los últimos datos del 2014 del Instituto Nacional de Estadística, hasta septiembre, las exportaciones de productos no tradicionales a los países miembros de la CAN (Ecuador, Colombia y Perú) totalizaron casi US$1,1 mil millones. Estas mismas exportaciones a los países miembros del Mercosur, es decir, sin contar la minería y el gas, ascendieron a $137 millones, lo que significa solo el 2,76% de las exportaciones al Mercosur.
Esto se debe a que la producción de Bolivia es complementaria a los países miembros de la CAN, caso contrario con el Mercosur, donde nuestra producción es prácticamente homogénea.
Hecha ya esta comparación, podemos profundizar en un segundo aspecto que tampoco nos favorece: el Arancel Externo Común (AEC), un alto impuesto a las importaciones del exterior del Mercosur, como ser bienes de capital, tecnología y demás insumos necesarios para el desarrollo de pequeñas, medianas y grandes empresas.
Esta adhesión al Mercosur no tiene ninguna conveniencia para Bolivia, puesto que no se trata de un verdadero bloque de integración económica. Esto es simplemente poner como carnada el futuro de la producción oriental boliviana en un mar donde los grandes tiburones, Brasil y Argentina, pueden engullirla fácilmente.
Por otro lado, esta adhesión es una estrategia política para implantar una hegemonía de pensamiento en el Cono Sur de América Latina y por supuesto, uno de los tantos deseos de nuestro presidente Evo Morales de seguir acumulando millas con viajes innecesarios pagados por los ciudadanos, priorizando así sus caprichos a costa de la prosperidad del boliviano.





LA SEGURIDAD HÍDRICA SE CONVIERTE EN UNA PRIORIDAD EN LOS PLANES DE DESARROLLO DE IBEROAMÉRICA

I Agua de España (www.iagua.es)
                                   
La directora general del Agua del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Liana Ardiles, ha mostrado su satisfacción por los acuerdos alcanzados en la XV Conferencia de Directores Iberoamericanos del Agua (CODIA), celebrada en Panamá, que “sientan las basespara mejorar el funcionamiento de la Conferencia y aprovechan su potencial ycapacidad de interactuar en foros e instituciones internacionales”.
En la sesión de clausura de esteforo de referencia en el ámbito de la colaboración internacional en materia de agua en Iberoamérica, los directores latinoamericanos del Agua han resaltado la necesidad de considerar la seguridad hídrica como una prioridad en los planes de desarrollo de los países.
En concreto, se han solidarizado con la iniciativa de creación de un Panel Intergubernamental del Agua, de cara a conseguir que el agua adquiera en el escenario mundial la relevancia política necesaria para que garantizar la seguridad hídrica se considere una acción prioritaria en el seno de la agenda de las organizaciones y entidades internacionales a la luz de la discusión de la agenda post-2015, y una herramienta en la lucha para frenar los efectos adversos del cambio climático y poder adaptarse a ellos.
“El agua, un eje único”
Liana Ardiles, que ha encabezado la delegación española en la CODIA, ha explicado que la meta que persigue la Conferencia, en el marco de los nuevos Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), “es potenciar que el agua sea un eje único y no transversal, un eje único que permita en el futuro seguir trabajando en la mejora del servicio a todos los ciudadanos y en la mejora de los ecosistemas”.
En esta misma línea, los Estados miembros han aprobado un conjunto de iniciativas para establecer mecanismos de cooperación con los gobiernos e instituciones que trabajan en el desarrollo de estrategias que buscan la gestión integrada de los recursos hídricos.
Así, por ejemplo, han acordado integrarse en el Proceso Regional de las Américas, de cara al próximo Foro Mundial del Agua que se celebrará en Brasilia en 2018, y potenciar la colaboración con la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), en especial el Programa de Formación en Materia de Aguas y Transferencias de Conocimientos para el desarrollo sostenible de la región.
Además, han apostado por potenciar la cooperación con la Conferencia de Directores de los Servicios Meteorológicos e Hidrológicos Iberoamericanos, así como fomentar el desarrollo de intercambios de experiencias y de transferencia tecnológica entre los Estados Miembros en el marco de la gestión de los recursos hídricos.
Plan operativo anual 2015
Por otro lado, se ha acordado encomendar a la Secretaría Técnica Permanente, con sede en nuestro país, la preparación de un Plan Operativo anual para 2015, que tendrá que aprobarse en el primer trimestre del año, y que definirá los objetivos de la CODIA a corto y medio plazo, así como el  presupuesto necesario para poder ponerlos en práctica.
También se ha aprobado reconocer a RALCEA como una red de centros de excelencia que permitirá complementar y canalizar el desarrollo de instrumentos en apoyo  a los programas de  formación de la CODIA, así como dar la opción de integrarse en estos programas de formación a instituciones o plataformas regionales como el Instituto Mexicano de Tecnologías del Agua, el Instituto Nacional del Agua de la República Argentina, el Centro de Estudios y Experimentación y Obras Públicas (CEDEX), el Centro del Agua del Trópico Húmedo para América Latina  y el Caribe o los Centros del Programa Hidrológico Internacional de la UNESCO.
Próxima CODIA, en Bolivia
Por último, se ha acordado que sea Bolivia el país que tome el relevo de Panamá en la organización de la XVI Conferencia de Directores Iberoamericanos del Agua, que tendrá lugar en el segundo semestre de 2015. En 2016, por su parte, será México el país anfitrión.
Además, se ha llegado a un acuerdo para celebrar un taller regional de integración de redes de monitoreo y alerta hidrometeorológica, en el primer semestre de 2015 en Brasil.
Por otro lado, para reforzar la institucionalidad de la CODIA, se ha decidido dar traslado de los acuerdos adoptados al próximo foro Iberoamericano de Ministros de Medio Ambiente.
La CODIA es un foro de referencia en el ámbito de la colaboración internacional en materia de agua en Iberoamérica que ofrece a España la posibilidad de seguir fortaleciendo sus relaciones bilaterales con los países de América latina.





LA QUINUA DESATA GUERRA COMERCIAL EN LOS ANDES

Periódico AM de  México (www.am.com.mx/leon)
                                                                  
Dos camiones intentaron burlar un puesto militar fronterizo con 23 toneladas de quinua de Perú que iban a ser vendidas en Bolivia y posiblemente enviadas a Estados Unidos, pero el cargamento terminó en una hoguera.
En un país con la mitad de su población en la pobreza y casi 20% de niños menores de cinco años desnutridos, suena a herejía destruir alimentos, pero estos días el "grano de oro de los Andes" es centro de una dura disputa comercial entre agricultores andinos de Bolivia y Perú por un lucrativo mercado que el año pasado generó 254 millones de dólares en ventas.
Una gran producción del grano en Perú se está desplazando a Bolivia, que hasta el año pasado fue el primer productor y exportador mundial como consecuencia del boom que estalló hace una década en torno a este nutritivo y saludable cereal tan completo como la leche materna.
Empresas agroexportadoras peruanas han puesto la mira en la quinua por su gran demanda en Estados Unidos y Europa y han implantado una producción a escala industrial en tierras donde por siglos esa planta se ha cultivado artesanalmente en parcelas familiares en los Andes en los dos países.
"Los precios de exportación están bajando incluso en el mercado local porque la quinua peruana más barata entra de contrabando", dijo Arnulfo Gabriel Cautín, presidente de una de las mayores organizaciones de productores en Bolivia.
Esta semana medio millar de cultivadores del alimento salieron en protesta para pedir al presidente Evo Morales cerrar la frontera al grano peruano. "No creo que sea coincidencia. Ellos (Perú) están metiendo su quinua para obligarnos a bajar los precios, pero es quinua convencional, la nuestra es orgánica", dijo el agricultor Reynaldo Mamani.
Hace una década, Perú apenas producía el 6% de la producción mundial de quinua mientras Bolivia contralaba el 90%, de acuerdo con la FAO. Pero en 2014, Perú superó a Bolivia con 95,000 toneladas producidas y 25,230 toneladas exportadas frente a las 84,000 toneladas producidas y 23,461 exportadas de Bolivia, aunque los bolivianos han obtenido un mayor ingreso debido al mejor precio de su quinua orgánica, según datos oficiales
"Es verdad que en Perú hay una gran producción este año, incluso con dos cosechas al año en la costa, pero los contrabandistas son bolivianos que llevan nuestra quinua porque tiene mejor precio", alegó desde Lima, Francisco Diez Canseco, director de Grupo Orgánico Nacional, el mayor exportador de quinua en Perú. En esta guerra comercial, los papeles se han invertido. Hasta el año pasado la quinua boliviana orgánica llegaba a Perú de contrabando para ser exportada.
Este año quinua convencional producida con fertilizantes químicos en los valles y la costa peruana llegó a Challapata, un poblado en el sur del altiplano boliviano donde los agricultores tazan el precio en ferias semanales al aire libre.
"En lugar de sembrar algunos productores (bolivianos) prefieren contrabandear de Perú porque es más barata para mezclarla y exportarla poniendo en riesgo la reputación de la quinua boliviana", dijo Cautín.
"A nosotros nos provocó grave perjuicio que entrara a Perú quinua boliviana sin calidad de exportación y que productores de Perú la mezclaran para exportar", alegó a su vez desde Lima, Diez Canseco.
"Esta competencia no tiene sentido. Productores y exportadores de Perú y Bolivia deberíamos juntarnos en un consorcio para proteger el precio y la calidad", acotó.
"Fuimos privilegiados hasta 2012, no había competencia. Pero desde 2013 Bolivia y Perú se disputan la posesión del mercado. Los bajos precios de Perú restan competitividad a la quinua boliviana", dijo el empresario exportador Juan Pablo Seleme.
Muchos productores peruanos obtienen mayores rendimientos mediante el uso de fertilizantes químicos y en la costa lograron producir hasta dos cosechas al año gracias a la ubicación de los valles costeros.
En Bolivia unos 70.000 agricultores cultivan quinua orgánica en tierras más áridas que fertilizan con estiércol de llama aunque en los últimos años el cultivo intensivo obliga a usar insecticidas.
Perú cultiva quinua orgánica en su sierra en menor cantidad frente a la producción industrial convencional.
"Estamos viendo que Perú es más competitivo, puede vender a menor precio porque tiene mejor rendimiento y usa más químicos. Bolivia debe diferenciarse con su quinua orgánica pero hay que demostrar científicamente que es la mejor porque es difícil reconocer el sabor, no es como el queso roquefort", dijo el antropólogo y experto en granos andinos Pablo Laguna.
En medio de la demanda insaciable de Estados Unidos y Europa, el precio de la quinua orgánica trepó a poco más de 8,000 dólares la tonelada a principios de año y estos días se cotiza a 6,000 dólares. La quinua convencional se cotiza 1,500 dólares menos por tonelada, dijo Eduard Rollet, presidente de Alter Eco una compañía de comercio justo en Estados Unidos.
"Hay tanta oferta en el mercado por la gran producción de Perú que la baja de precios parece irreversible. En una década podría acabar el boom de la quinua porque otros países han comenzado a producirla", dijo Laguna. "El año pasado vendimos a 347 dólares el quintal (50 kilos), hoy está en 260 dólares. Eso no cubre los costos", aseguró Mamami.
"Los efectos del cambio climático" están encareciendo la producción por heladas y sequías más frecuentes en el altiplano, según Mamami.
Entre 1992 y 1996, Bolivia dominó el 90% de las exportaciones seguido de Perú (6 y Ecuador (4%). Para 2012, Bolivia exportó el 75% del global, Perú subió a 23% y Ecuador 2%, según la FAO.
Pero la producción industrial también está afectando a cultivadores de la sierra peruana.
"El precio de nuestra quinua orgánica sigue bajando y nos preocupa. La quinua convencional ha malogrado también nuestros precios", dijo desde la región peruana de Ayacucho Cirilo Gómez, presidente de la Asociación de Productores Orgánicos de Quinua .
La quinua cultivada en los valles de la costa peruana es más proclive a estar contaminada por el excesivo uso de pesticidas porque crece en terrenos donde antes se cultivaban otros productos, según Sergio Núñez de Arco, director ejecutivo de Andean Naturals, firma estadounidense que importa quinua.
"Los agricultores comprobaron que a los insectos les encanta la quinua", dijo el ejecutivo. "La razón por la que se cultiva tan bien en el altiplano es que hay menos pestes".
Los precios de Arequipa, Perú, por la quinua "dulce" de semilla blanca han estado bajando, indicó Núñez de Arco. Eva Smulders, del Centro de Promoción de Importaciones de los Países Bajos, señaló que la opción para los agricultores andinos será la producción orgánica de calidad.
Por gestión del presidente Evo Morales, la ONU declaró a 2013 Año Internacional de la Quinua pero los productores se quejan del escaso apoyo del gobierno.
También Gómez dice que en Perú "ha sido la demanda y no el gobierno que ha incentivado a las empresas a producir en grande".
Lo de Perú es tecnológico pero también ecológico. Sus rendimientos son mayores porque hay menos heladas y llueve más en la sierra, mientras que en el altiplano sur de Bolivia llueve menos, según Laguna.
Mamani dijo que con esfuerzo logra producir hasta 1,500 kilos por hectárea mientras que Gómez asegura que en Ayacucho logra producir hasta 2,500 kilos de quinua orgánica. La agroindustria peruana está duplicando.
Pasó antes con la papa, el primer alimento andino que los colonizadores llevaron a Europa en el siglo XVI. Hoy China y Rusia son los mayores productores.
La quinua sacó de la pobreza a cientos de campesinos del altiplano andino, una de las regiones más pobres y donde la agricultura es una proeza. Ahora sienten que el negocio se les va de las manos.






Radio CMHW de Cuba (www.cmhw.icrt.cu)
                                                                   
Cuba respaldará la posición boliviana en la Reunión de Ministros de Hidrocarburos del Grupo de los 77 más China (G-77), prevista para esta semana en Tarija, aseguró hoy el representante de la isla antillana, Lenin Echevarría.
El ingeniero Echevarría, viceministro de Industrias de Cuba, destacó a Prensa Latina que su país apoyará la posición del presidente Evo Morales sobre la protección del medio ambiente y la gobernanza de los recursos naturales.
"El G-77 tiene muchas metas por delante en función del desarrollo de nuestros países, entre ellas permitir el acceso a tecnología, al desarrollo y, sobre todo, en lo cual enfatiza el presidente Evo Morales, la protección del medio ambiente y la gobernanza sobre los recursos naturales", destacó.
"Creo que en ese camino debe transcurrir la reunión y Cuba apoyará la posición del presidente Evo en cuanto a esos temas", insistió.
Al mismo tiempo, aseguró que aprovechará su visita de una semana al país del altiplano para sostener intercambios con autoridades bolivianas con la intención de revisar algunos proyectos relacionados con el desarrollo industrial. Entre esos encuentros, citó uno con la ministra de Desarrollo Productivo y Economía Plural, Teresa Morales.
"Hemos montado aquí algunas plantas de cítricos y han dado muy buenos resultados, no solo en lo económico, sino también en el impacto en la población, porque ha permitido crear empleos, y la han asumido como propias", recordó Echevarría.
Asimismo, enfatizó en que "hay un grupo de proyectos para trabajar conjuntamente y crear infraestructura en el país que permita también crear sus propias industrias, sobre todo la industria metalmecánica, fundamentalmente, y acompañar a la parte boliviana en los análisis de industrias como puede ser la siderurgia, la laminación".
En algunos proyectos vamos a participar directamente en suministrar y montar equipamiento y en otros como asesores y en la formación de personal. Tenemos convenios de formación de personal para el manejo y la explotación de las industrias y su mantenimiento, recalcó.
Por otra parte, adelantó reuniones con la ministra de Desarrollo Rural y Tierras, Nemesia Achacollo, para estudiar algunos proyectos de industria agrícola, para el fomento avícola y otros asociados a la agricultura, entre ellos casas de cultivo, destinadas a buscar eficiencia y productividad.
"Con Salud queremos aplicar lo que hemos hecho en otros países, entre ellos Venezuela, donde tenemos un programa de rehabilitación de hospitales y podríamos nosotros encargarnos de la rehabilitación y de trabajos asociados al buen funcionamiento de los mismos. Y repito, en estos temas tenemos experiencia", destacó. Para el viceministro, "al final la idea es fomentar la colaboración entre Cuba y Bolivia".





S. PETTIROSSI TIENE MÁS OBREROS QUE 3 AEROPUERTOS DE BOLIVIA
                                                                                          
El aeropuerto internacional Silvio Pettirossi cuenta actualmente con más de 700 funcionarios, según informó Luis Aguirre, presidente de la Dirección Nacional de Aeronáutica Civil (Dinac). Sin embargo, en la planilla del ente aeronáutico se puede notar que en total existen 2.050 empleados en la Dinac.

Ultima Hora de Paraguay www.ultimahora.com)
                                                                 
De cualquier manera, la cantidad de funcionarios solamente en esta terminal aérea, no condice con la cantidad de pasajeros transportados anualmente ni con los vuelos operados semanalmente, si se compara con otras terminales de la región. Para analizar la operatividad del Silvio Pettirossi, se hizo una comparación con los aeropuertos internacionales de Bolivia y Uruguay, terminales que tienen casi las mismas condiciones que Paraguay, por la mediterraneidad, la densidad poblacional y los planes futuros.
Los tres aeropuertos internacionales más importantes de Bolivia son el Viru Viru, de Santa Cruz de la Sierra; El Alto, de La Paz, y el Jorge Wilstermann, de Cochabamba. Entre los tres juntos, tienen 684 funcionarios. El año pasado, las tres terminales movieron en total 4.888.404 pasajeros. El Silvio Pettirossi transportó 835.323 viajeros en el 2013.
En otras palabras, el principal aeropuerto paraguayo tiene más funcionarios que las tres terminales bolivianas. Si se hace el cálculo, el Pettirossi tiene un funcionario por cada 1.193 pasajeros. Por su parte, el Viru Viru, que tiene 257 trabajadores en total, tiene un empleado por 6.679 pasajeros. El Alto (209 funcionarios) tiene un trabajador por 8.583 transportados y el J. Wilstermann (218) tiene un empleado por 6.321 viajeros.
Conflicto. Este dato no es menor si se tiene en cuenta que en el aeropuerto Silvio Pettirossi recientemente se desató una pelea entre los propios sindicatos y trabajadores, luego de la desactivación de la huelga, que los obreros tenían pensado llevar adelante la semana pasada y que duraría 10 días.
Resulta que existen fuertes acusaciones, entre los mismos sindicalistas, de haber negociado beneficios individuales con las autoridades de la Dinac y que los más favorecidos fueron aquellos que no cumplen ninguna función en la terminal aérea. En otras palabras, personas que no están trabajando y cobran millonarios sueldos.
Además, uno de los motivos de la huelga era lograr que el Gobierno desista en su intención de implementar la alianza público-privada (APP) en los aeropuertos internacionales Silvio Pettirossi y Guaraní, de Ciudad del Este, porque los sindicalistas aseguraban que perderían sus empleos, con el ingreso del capital privado.
URUGUAY. El aeropuerto internacional de Carrasco está concesionado, desde el 2009 por la empresa Puertas del Sur. La terminal, que hasta el 2003 apenas podía sostenerse, despegó luego de la concesión. Se invirtieron USD 165 millones para construir una nueva terminal, a pocos metros de la antigua (como el Gobierno quiere hacer en Paraguay). El aeropuerto aumentó en 480% los ingresos comerciales (130% de pasajeros) al 2012.





BOLIVIA ESTÁ CAMBIANDO

AIM Digital de Argentina (www.aimdigital.com.ar)
                                                                  
Para el viajero que vuelve a Bolivia varios años después y camina despacito por las empinadas calles de La Paz, ciudad encaramada entre barrancos escarpados a casi cuatro mil metros de altitud, los cambios saltan a la vista: ya no se ven personas mendigando ni vendedores informales pululando por las aceras. Se percibe que hay pleno empleo. La gente va mejor vestida, luce más sana.
Y el aspecto general de la capital se ve más esmerado, más limpio, más verde y ajardinado. Se nota el auge de la construcción. Han surgido decenas de altos edificios llamativos y se han multiplicado los modernos centros comerciales, uno de los cuales posee el mayor complejo de cines (18 salas) de Sudamérica.
Pero lo más espectacular son los sensacionales teleféricos urbanos de tecnología  futurista que mantienen sobre la ciudad un permanente ballet de coloridas cabinas, elegantes y etéreas como pompas de jabón. Silenciosas y no contaminantes. Dos líneas funcionan ya, la roja y la amarilla; la tercera, la verde, se inaugurará en las próximas semanas, creando así una red interconectada de transporte por cable de once kilómetros, la más larga del mundo, que permitirá a decenas de miles de paceños ahorrarse un promedio de dos horas diarias de tiempo de transporte.
“Bolivia cambia. Evo cumple” afirman unos carteles en la calle. Y cada cual lo constata. El país es efectivamente otro. Muy distinto al de hace apenas un decenio, cuando estaba considerado “el más pobre de América Latina después de Haití”. En su mayoría corruptos y autoritarios, sus gobernantes se pasaban la vida implorando préstamos a los organismos financieros internacionales, a las principales potencias occidentales o a las organizaciones humanitarias mundiales. Mientras las grandes empresas mineras extranjeras saqueaban el subsuelo, pagándole al Estado regalías de miseria y prolongando el expolio colonial.
País relativamente poco poblado (unos diez millones de habitantes), Bolivia posee una superficie de más de un millón de kilómetros cuadrados (dos veces Francia). Sus entrañas rebosan de riquezas: plata (piénsese en Potosí…), oro, estaño, hierro, cobre, zinc, tungsteno, manganeso, etc. El Salar de Uyuni tiene la mayor reserva de potasio y litio del mundo, este último considerado la energía del futuro. Pero la principal fuente de ingresos hoy la constituye el sector de los hidrocarburos, con las segundas mayores reservas de gas natural de América del Sur, y petróleo, aunque en menor cantidad (unos 16 millones de barriles anuales).
El crecimiento económico de Bolivia en estos últimos nueve años, desde que gobierna Evo Morales, ha sido sensacional, con una tasa promedio del cinco por ciento anual… En 2013, el PIB llegó a crecer hasta el 6,8 por ciento, y en 2014 y 2015, según las previsiones del FMI, también será superior al cinco por ciento. El porcentaje más elevado de América Latina . Y todo ello con una inflación moderada y controlada, inferior al seis por ciento.
El nivel de vida general se ha duplicado. El gasto público, a pesar de las importantes inversiones sociales, también está controlado; hasta el punto de que el saldo en cuenta corriente ofrece un resultado positivo con un superávit fiscal de 2,6 por ciento (en 2014). Y aunque las exportaciones, principalmente de hidrocarburos y de productos de la minería, representan un papel importante en esta bonanza económica, es la demanda interna (+5,4 por ciento) la que constituye el principal motor del crecimiento.
En fin, otro éxito inaudito de la gestión del ministro de Economía, Luis Arce: las reservas internacionales en divisas de Bolivia, con respecto al PIB, alcanzaron el 47 por ciento, situando a este país, por primera vez, a la cabeza de América Latina, muy por delante de Brasil, México o Argentina. Evo Morales ha señalado que, de país estructuralmente endeudado, Bolivia podría pasar a ser prestamista, y ha revelado que ya “cuatro Estados de la región”, sin precisar cuáles, se han dirigido a su gobierno pidiéndole créditos…
En un país en el que más de la mitad de la población es originaria, Evo Morales es el primer indígena, en los últimos cinco siglos, que alcanzó, en enero de 2006, la presidencia del Estado. Y desde que asumió el poder, este presidente diferente desechó el “modelo neoliberal” y lo cambió por un nuevo “modelo económico social comunitario productivo”. Nacionalizó, a partir de mayo de 2006, los sectores estratégicos (hidrocarburos, minería, electricidad, recursos ambientales) generadores de excedentes e invirtió una parte de estos excedentes en los sectores generadores de empleo (industria, manufactura, artesanía, transporte, desarrollo agropecuario, vivienda, comercio, etc.).
Y consagró otra parte de esos excedentes a la reducción de la pobreza mediante políticas sociales (enseñanza, sanidad), incrementos salariales (a los funcionarios y trabajadores del sector público), estímulos a la inclusión [bono Juancito Pinto , renta dignidad, bono Juana Azurduy y políticas de subvenciones.
Los resultados de la aplicación de este modelo se reflejan no solo en las cifras expuestas aquí arriba, sino en un dato bien explícito: más de un millón de bolivianos (o sea, el 10 por ciento de la población) han salido de la pobreza. La deuda pública, que representaba el 80 por ciento del PIB, se redujo a apenas el 33 por ciento del PIB. La tasa de desempleo (3,2%) es la más baja de América Latina, hasta tal punto que miles de bolivianos emigrados en España, Argentina o Chile empiezan a regresar, atraídos por la facilidad de empleo y el notable incremento del nivel de vida.
Además, Morales ha emprendido la construcción de un verdadero Estado, hasta ahora más bien virtual. Hay que reconocer que la inmensa y torturada geografía boliviana (un tercio, altas montañas andinas, dos tercios, tierras bajas tropicales y amazónicas) así como la fractura cultural (36 naciones etno-lingüísticas) nunca facilitaron la integración y la unificación.
Pero, lo que no se hizo en casi dos siglos, Morales está decidido a llevarlo a cabo acabando con la dislocación. Primero, promulgando una nueva Constitución, adoptada por referéndum, que establece por vez primera un “Estado plurinacional” y reconoce los derechos de las diferentes naciones que conviven en el territorio boliviano. Y luego lanzando una serie de ambiciosas obras públicas (carreteras, puentes, túneles) con el objetivo de conectar, articular, comunicar regiones dispersas para que todas ellas y sus habitantes se sientan parte de un todo común: Bolivia. Nunca se había hecho. Y por eso hubo tantas tentativas de secesión, separatismo y de fraccionamiento.
Hoy, con todos estos éxitos, los bolivianos se sienten –quizás por vez primera– orgullosos de serlo. Orgullosos de su cultura originaria y de sus lenguas vernáculas. Orgullosos de su moneda que cada día se valoriza más con respecto al dólar. Orgullosos de tener el crecimiento económico más alto y las reservas de divisas más importantes de América Latina. Orgullosos de sus realizaciones tecnológicas como esa red de teleféricos de última generación, o su satélite de telecomunicaciones Túpac Katari, o su canal de televisión pública Bolivia TV.
Este canal, que dirige Gustavo Portocarrero, realizó, el 12 de octubre pasado, día de las elecciones presidenciales, una impactante demostración de su maestría tecnológica conectándose en directo –a lo largo de más de 24h ininterrumpidas– con sus enviados especiales en unas 40 ciudades en todo el mundo (Japón, China, Rusia, la India, Irán, Egipto, España, etc.) en las que votaban, por primera vez, los bolivianos residentes en el extranjero. Una proeza técnica y humana que pocos canales de televisión en el mundo serían capaces de realizar.
Todas estas hazañas –económicas, sociales, tecnológicas– explican en parte la rotunda victoria de Evo Morales y de su partido (Movimiento al Socialismo, MAS) en las elecciones del pasado 12 de octubre. Icono de la lucha de los pueblos indígenas y originarios de todo el mundo, Evo ha consiguido romper, con este nuevo triunfo, varios graves prejuicios. Demuestra que la gestión de gobierno no desgasta, y que después de nueve años en el poder, cuando se gobierna bien, se puede volver a ganar holgadamente. Demuestra, contrariamente a lo que afirman racistas y colonialistas, que “los indios” saben gobernar, y hasta pueden ser los mejores gobernantes que jamás haya tenido el país.
Demuestra que, sin corrupción, con honestidad y eficiencia, el Estado puede ser un excelente administrador, y no –como lo pretenden los neoliberales– una calamidad sistemática. En fin, demuestra que la izquierda en el poder puede ser eficiente, que puede llevar a cabo políticas de inclusión y de redistribución de la riqueza sin poner en riesgo la estabilidad de la economía.
Pero esta gran victoria electoral también se explica por razones políticas. El presidente Evo Morales consiguió derrotar, ideológicamente, a sus principales adversarios reagrupados en el seno de la casta empresarial de la provincia de Santa Cruz, principal motor económico del país. Este grupo conservador que lo intentó todo contra el presidente, desde la tentativa de secesión hasta el golpe de Estado, ha acabado por rendirse y por sumarse en definitiva al proyecto presidencial, reconociendo que el país ha puesto rumbo hacia el desarrollo.
Es una victoria considerable que el vicepresidente Álvaro García Linera explica en estos términos: “Se logró integrar al oriente boliviano y unificar el país, gracias a la derrota política e ideológica de un núcleo político empresarial ultraconservador, racista y fascista, que conspiró por un golpe de Estado y trajo a gente armada para organizar una secesión del territorio oriental.
En segundo lugar, estos nueve años han mostrado a las clases medias urbanas y sectores populares cruceños que tenían desconfianza, que hemos mejorado sus condiciones de vida, que respetamos lo construido en Santa Cruz y sus particularidades. Por supuesto, somos un Gobierno socialista, de izquierdas y dirigido por indígenas. Pero tenemos la voluntad de mejorar la vida de todos. Nos hemos enfrentado a las empresas petroleras extranjeras, igualmente a las de energía eléctrica, y las hemos golpeado para luego, con esos recursos, potenciar al país, fundamentalmente a los más pobres, pero sin afectar lo que poseen las clases medias o el sector empresarial.
Por eso pudo realizarse un encuentro entre Gobierno y Santa Cruz muy fructífero. Nosotros no cambiamos de actitud, seguimos diciendo y haciendo lo mismo que hace nueve años. Los que han cambiado de actitud frente a nosotros son ellos. A partir de ahí empieza esta nueva etapa del proceso revolucionario boliviano, que es el de la irradiación territorial y la hegemonía ideológica y política. Ellos empiezan a entender que no somos sus enemigos, que si hacen economía sin meterse en política les va a ir bien. Pero si, como corporaciones, tratan de ocupar las estructuras del Estado y quieren combinar política con economía, les va a ir mal. Así como no puede haber militares que también tengan el control civil, político, porque ya tienen el control de las armas”.
En su despacho del Palacio Quemado, el ministro de Presidencia, Juan Ramón Quintana, me lo explica con una consigna: “Derrotar e integrar”. “No se trata –me dice– de vencer al adversario y de abandonarlo a su suerte, corriendo el riesgo de que se ponga a conspirar con su resentimiento de vencido y se lance a nuevas intentonas golpistas. Una vez derrotado, hay que incorporarlo, darle la oportunidad de sumarse al proyecto nacional en el que caben todos, a condición de que cada cual admita y acate que la dirección política, por decisión democrática de las urnas, la llevan Evo y el MAS”.
¿Y ahora? ¿Qué hacer con una victoria tan aplastante? “Tenemos un programa –afirma tranquilo Juan Ramón Quintana– queremos erradicar la pobreza extrema, dar acceso universal a los servicios básicos, garantizar salud y educación de calidad para todos, desarrollar la ciencia, la tecnología y la economía del conocimiento, establecer una administración económica responsable, tener una gestión pública transparente y eficaz, diversificar nuestra producción, industrializar, alcanzar la soberanía alimentaria y agropecuaria, respetar a la Madre Tierra, avanzar hacia una mayor integración latinoamericana y con nuestros socios del Sur, integrar el Mercosur, y alcanzar nuestro objetivo histórico, cerrar nuestra herida abierta: recuperar nuestra soberanía marítima y la salida al mar”.
Por su parte, el presidente Morales ha expresado su deseo de que Bolivia se convierta en el “corazón energético de América del Sur” gracias a sus enormes potencialidades en energías renovables (hidroeléctrica, eólica, solar, geotérmica, biomasa) además de los hidrocarburos (petróleo y gas), lo que se completaría con la energía atómica civil producida por una central nuclear de próxima adquisición.
Bolivia cambia. Va para arriba. Y su prodigiosa metamorfosis aún no ha terminado de sorprender al mundo.
Por Ignacio Ramonet





WALL STREET JOURNAL: PELIGROSOS VÍNCULOS ENTRE CUBA, VENEZUELA E IRÁN
                                                                                                                               
Occidente es muy consciente de la creciente presencia del fundamentalismo islámico en las Américas, pero los responsables políticos pueden estar subestimando la amenaza que representa la alianza en el triángulo configurado entre Cuba, Venezuela e Irán.

Marti Noticias de Cuba (www.martinoticias.com)

Antes que la administración del presidente Barack Obama decida sacar a Cuba de la lista del Departamento de Estado de Estados Unidos de países patrocinadores del terrorismo, los estadounidenses deberían aprender seriamente sobre las denuncias del peligro de los vínculos entre el régimen de Cuba y el islam radical.
Mary Anastasia O'Grady escribe en The Wall Street Journal que aunque el presidente Obama ha sido presionado para cambiar la política estadounidense de sanciones hacia Cuba por parte de activistas de izquierda, que antes de la próxima Cumbre de las Américas en Panamá en abril han sido especialmente activos, sus opciones son limitadas por las leyes que requieren la acción del Congreso para cambiar esas sanciones.
Occidente es muy consciente de la creciente presencia del fundamentalismo islámico en las Américas, pero los responsables políticos pueden estar subestimando la amenaza que representa la alianza en el triángulo configurado entre Cuba, Venezuela e Irán.
Análisis de inteligencia muestran que las primeras etapas del proceso de avance islamista en la región aparecen en operaciones clandestinas en que utilizan las mezquitas para hacer conexiones dentro de las comunidades musulmanas y luego usar esas conexiones para acceder a la riqueza y ganar protagonismo político.
Cuando estas incursiones iniciales han tenido éxito, Irán ha abierto embajadas y establecido acuerdos comerciales que permitan crear empresas, que pueden ser utilizados como fachada para operaciones encubiertas.
En Venezuela y Bolivia, Irán se ha movido a un nivel superior, mediante el desarrollo de una presencia militar a través de empresas mixtas en las industrias de defensa.
El régimen comunista de La Habana apoya y aplaude esta intervención del islamismo radical en la región. Desde el surgimiento del chavismo, Cuba ha suministrado servicios de inteligencia a Venezuela y sus aliados en la región, especialmente Nicaragua, Bolivia y Ecuador, sus amplias y viejas relaciones con los terroristas musulmanes.
Cuba ha sido especialmente útil a los radicales islamistas proveyéndoles pasaportes e información para procesar legalmente a individuos que, procedentes de Oriente Medio, puedan pasar fácilmente a occidente.
Cuba ha utilizado también su privilegiada posición para intercambiar información de inteligencia con las naciones de ideas afines y enemigas de Estados Unidos, entre ellas Rusia e Irán.
Apunta Mary Anastasia O'Grady que para entender el peligro islamista para el mundo occidental mediante la alianza con países de la órbita latinoamericana es clave estudiar el documento de inteligencia "Canadá en guardia: Evaluación de la amenaza de inmigración de Irán, Venezuela y Cuba".





LAMENTAN “DEMOCRACIAS AUTORITARIAS” DE AMÉRICA

Los expresidentes de Uruguay y de Colombia Luis Alberto Lacalle y Andrés Pastrana, respectivamente, criticaron ayer lo que consideran “las democracias autoritarias” de América Latina, representadas por países como Ecuador, Venezuela y Bolivia.

ABC de Paraguay (www.abc.com.py)
                                                           
Lo hicieron durante sus intervenciones en la conferencia que el Club de Madrid lleva a cabo hoy y mañana en la ciudad italiana de Florencia (centro) con el fin de analizar el estado de la democracia en el mundo.
Lacalle (1990-1995) declaró que “las democracias que son auténticas” son aquellas que tienen “legitimidad de origen y legitimidad de ejercicio del poder” mientras que las otras están caracterizadas por “el incumplimiento de las normas”.
En este sentido, aclaró que existe un “camino hacia el autoritarismo” que sienta sus inicios en una elección “legítima” en las urnas y “el desvío viene luego”.
“El desvío empieza luego, pidiendo más de un periodo de Gobierno. Después, diciendo que la Constitución no permite gobernar, y haciendo reformas constitucionales. Luego, diciendo que los medios están excediendo el uso de la libertad, y amordazando con leyes de carácter restrictivo”, explicó Lacalle.
Todo esto, advirtió, viene enmarcado en un contexto “de prosperidad”, porque, subrayó, “estos regímenes pueden prosperar porque ha habido dinero”.
Para que la democracia salga fortalecida, el expresidente uruguayo se mostró partidario de “limitar” los periodos de Gobierno ya que, según consideró, “la reelección es mala”.
Por su parte, Pastrana explicó que su intervención en el foro estuvo centrada en la necesidad de “abrir los ojos” ante el debilitamiento democrático en algunas áreas de América Latina.
En primer lugar, puso el acento en el hecho de que “por regímenes autoritarios” hoy se está perdiendo “el desarrollo institucional y el equilibrio de poderes” en la zona.
“Tenemos que buscar de nuevo la vigorización de la oposición política en nuestra región, se está comenzando a utilizar el eslogan de ‘estás conmigo o en contra de mí’ y la oposición tiene que respetarse”, advirtió.